jueves, 24 de noviembre de 2016

¡Cinco Millones (5.000.000) de Visitas en el Blog Jesús el Único Dios!




Doy muchas gracias a Dios y a los lectores de mi blog, porque el 23 de noviembre de 2016, el blog Jesús el Único Dios, ha alcanzado los 5 Millones de visitas.

JESÚS EL ÚNICO DIOS, es un sitio en Internet, que tiene como fin el de proclamar el Evangelio del Nombre de Jesús por todo el mundo.

Los artículos están organizados en estas secciones (siga los enlaces):


Agradezco a todos los visitantes de las publicaciones de JESÚS EL ÚNICO DIOS, porque son quienes han contribuido para que este trabajo no se haga en vano. Los invito para que den a conocer este sitio web a más personas.



domingo, 30 de octubre de 2016

“Creciendo en Gracia” – El Principio y el Fin de una Secta Destructiva


© 2016, por Julio César Clavijo Sierra y Luis Enrique Polo Bello
(Trabajo de grado presentado como requisito para optar al título de Teólogo)



Descarga este trabajo en formato pdf dando clic aquí:
“Creciendo en Gracia” – El Principio y el Fin de una Secta Destructiva

Resumen

La secta “Creciendo en Gracia”, fue una organización religiosa de tendencias gnósticas que siempre giró en torno a la personalidad de su líder José Luis de Jesús Miranda, al que sus seguidores llegaron a considerar su dios supremo, Jesucristo y el Anticristo. Su influencia se dio principalmente sobre el mundo de habla hispana, y tuvo una duración de 25 años (1988 – 2013).

La secta captó la atención de los medios de comunicación debido a la vida licenciosa y de excesivos lujos de su líder, porque sus miembros decidieron tatuarse con el 666 al que consideraban una marca de protección, seguridad, sanidad y prosperidad, y por el anuncio de una transformación de sus adeptos en seres con cuerpos radioactivos para el 30 de junio de 2012. También por sus polémicas doctrinas tales como que los seres humanos preexistimos como dioses o ángeles antes de venir al mundo, que Adán fue el mismo Satanás encarnado, que Caín y Abel fueron hermanos gemelos pero con padres diferentes, que los apóstoles Pedro y Pablo eran enemigos y predicaban dos evangelios distintos, que Satanás y el pecado ya no existen, y que los creyentes no tienen por qué sujetarse a ninguna norma, pues está prohibido prohibir.

Este trabajo hace un recuento histórico, presenta las características sectarias y hace un análisis bíblico de las doctrinas de la secta “Creciendo en Gracia”.

Palabras Clave: Secta, herejía, manipulación, gnosticismo, apologética, misticismo, legalismo, gracia.

Abstract

The sect “Growing in Grace” [“Creciendo en Gracia”] was a religious organization with gnostic tendencies that always revolved around the personality of its leader Jose Luis de Jesus Miranda, whose followers came to regard as their supreme god, Jesus Christ and the Antichrist. His influence was mainly on the Spanish-speaking world, and lasted for 25 years (1988-2013).

The sect caught the attention of the media because of the licentious and excessive luxury life of its leader, because its members decided to get tattooed with 666 which was considered a mark of protection, safety, health and prosperity, and because of the announcement of a transformation of its followers into beings with radioactive bodies by June 30th, 2012. Also because of his controversial doctrines such as humans beings preexisted as gods or angels before coming into the world, that Adam was the same Satan incarnated, Cain and Abel were twin brothers with different fathers, the apostles Peter and Paul were enemies who preached two different gospels, Satan and sin do not longer exist, and believers do not have to abide by any standards, because it is forbidden to forbid.

This work is a historical account, presents sectarian characteristics and makes a biblical analysis of the doctrines of the sect "Growing in Grace".

Key words:  Sect, heresy, manipulation, Gnosticism, apologetics, mysticism, legalism and grace.


domingo, 16 de octubre de 2016

¡Usted Tiene un Valor Inmenso! (Consejos Prácticos Para la Vida)


Resumen elaborado por Julio César Clavijo Sierra a los capítulos 3 y 4 de la obra Formación Ética de la Personalidad, páginas 63-95, escrito por Salvador Iserte Badenas, Editorial Clie, España, 1981.


El verdadero éxito de una sociedad recae, no en una economía fructífera, ni en una cultura reconocida, sino en que sea capaz de generar personas con profundos valores éticos y morales, que  puedan legar dichos valores a sus hijos como herencia, y así sucesivamente. Y es que la sociedad la constituyen personas, y según sean estas, así será la sociedad. De ahí la importancia de fomentar en las iglesias un ministerio educacional, que ayude a recuperar los valores perdidos y ayude a nuestra sociedad a salir de la degradación en que se encuentra.

-+-+-+-

Todos los seres humanos tienen un valor inmenso. La base del respeto humano es reconocer la excelsitud de la naturaleza humana. Debemos desarrollar un conocimiento de nosotros mismos que nos capacite para no creernos superiores o inferiores a lo que en realidad somos. Para fortalecer nuestra valía debemos:

1°) Respetar nuestro cuerpo, por medio de la búsqueda de un bienestar físico a través de la higiene corporal, la alimentación sana, la búsqueda de un ambiente sano, la práctica de ejercicio, los buenos hábitos, el alejamiento de los vicios, y un adecuado periodo de sueño.

2°) Luchar para vencer la pobreza y la ignorancia, pues ambas cosas son perjudiciales para el respeto propio, y obligan al hombre a concentrar su atención en los objetos más inmediatos y bajos en la lucha exclusivamente material.

3°) Vencer la avaricia, pues el dinero es un buen sirviente si se lo sabe dirigir, pero es un amo terrible si lo dejamos mandar. Hagamos que nuestro dinero sea nuestro siervo, nunca nuestro tirano.

4°) Dignificar nuestro trabajo, pues un factor principal para el desarrollo de respeto propio es que el individuo tenga la convicción de que está realizando una contribución valiosa al sistema social del cual forma parte.

5°) Evitar la dispersión, pues el hombre con personalidad sana debe destinar una separación temporal de la sociedad para retirarse a descansar, a leer, a escribir, a orar y a meditar por su cuenta.

6°) Vencer la autocompasión, pues nuestro contentamiento no debe depender del mundo exterior variable, sino del equilibrio mental interno basado en la moralidad y la espiritualidad. La autocompasión debe ser sustituida por el contentamiento en el servicio a la humanidad.

7°) Inmunizarnos contra el contagio síquico negativo, tratando con sumo cuidado a las personas con mentalidad negativa con el fin de evitar contagiarse a uno mismo.

8°) Andar siempre con la verdad, pues solamente con la verdad se debe luchar por la verdad. La mentira origina perturbaciones de la personalidad, y conduce a la satisfacción de inclinaciones pervertidas por medios ilícitos: robo, engaño, adulación, mentira, inmoralidad, violencia síquica o física.

Del mismo modo, cada ser humano debe cumplir su misión, pues la vida no es un regalo para despilfarrar, sino una misión que realizar. Para esto cada individuo debe:

1°) Identificarse con su trabajo, buscando uno en el que se sienta cómodo y pueda encajar.

2°) Desarrollar al máximo sus capacidades, por lo cual el que posee un determinado talento debe emplearlo para su servicio y el de los demás.

3°) Cultivar el sentido de responsabilidad, aprendiendo a responder por sus propios actos sin echarle la culpa a los demás, a la casualidad o a la mala suerte.

4°) Cumplir con su deber, buscando el gozo en el cumplimiento del deber y adquiriendo la paz mental que genera el deber cumplido.

5°) Ir más allá del deber, pues un deber más alto, puede exigir que nos apartemos del deber del momento. Lo esencial debe ir en primer lugar de nuestra vida, lo importante después, y en último lugar lo accesorio.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Resumen de la Obra “Bosquejo de Dogmática” de Karl Barth


Por Julio César Clavijo Sierra
© 2016 Todos los Derechos Reservados.
No se puede publicar en otro sitio web sin el permiso del autor

Karl Barth (1886 – 1968)

Karl Barth (1886 – 1968), es considerado uno de los principales teólogos del siglo XX. Se rebeló contra la teología liberal en la cual se había formado, y fundó una corriente que se ha conocido como la neo-ortodoxia, ya que enfatizó nuevamente en doctrinas fundamentales que la teología liberal había negado, tales como la soberanía de Dios, la revelación de Dios en Cristo, el pecado de la humanidad, la gracia de Dios, y la necesidad de un encuentro personal con Dios. En contraste con la teología liberal, Barth dijo que la base del cristianismo es la revelación y no la razón. Pero a pesar de lo anterior, la neo-ortodoxia al igual que la teología liberal, no reconoció por completo el mensaje sobrenatural de la Biblia, no creyó en la infalibilidad plena de la Biblia, construyó sobre la filosofía existencial y se convirtió en motor del ecumenismo.

Karl Barth mostró un buen entendimiento acerca de la Unicidad de Dios, y aunque utilizó el término “trinidad”, no lo hizo para hablar de “tres personas divinas y distintas”, sino que lo hizo para decir que los conceptos de Padre, Hijo y Espíritu Santo se refieren a tres “modos de ser” en Dios. Aun así, Karl Barth nunca estuvo asociado con el movimiento pentecostal unicitario, que es la corriente que en el tiempo actual ha sido la más representativa en la proclamación de la doctrina de la Unicidad de Dios.

Karl Barth publicó una obra titulada Bosquejo de Dogmática (o Esbozo de Dogmática), que corresponde a la puesta por escrito de unas conferencias sobre el llamado Credo de los Apóstoles, que impartió en la Universidad de Bonn, en Alemania, en el verano de 1946, poco tiempo después de terminada la segunda guerra mundial. [Dicha obra se puede conseguir gratuitamente en formato pdf]. En ella se puede apreciar claramente el pensamiento unicitario (modalista) de Barth y por ello he querido presentar este resumen de dicha obra, a fin de animarle a que la lea completa.  

-.-.-.-

Dogmática es la ciencia por la cual la Iglesia, según el estado actual de su conocimiento, expone su mensaje críticamente, esto es, midiéndolo por medio de las Sagradas Escrituras (autoridad absoluta) y guiándose por sus escritos confesionales (autoridad relativa). Ahora nos proponemos estudiar la Dogmática en bosquejo, guiándonos por el texto clásico conocido como El Credo Apostólico, aunque es bien sabido que no fueron los apóstoles quienes pronunciaron primero esta confesión de fe, ya que su texto procede del siglo III, pero goza de gran importancia en el sentido de que llegó a imperar en la iglesia cristiana en general.

Creo: Yo creo... Sí; pero no creo en mí, sino en Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo, y la libertad para toda esa amplísima confianza es la fe. Dios implanta su Palabra, su revelación en la razón humana, y por eso  creer es conocer. Allí donde se cree cristianamente, tiene lugar de un modo ineludible una confesión pública de esa fe.

En Dios: Dios mismo se nos da a conocer.

Padre: El único Dios es el Padre, y al llamarlo así nos referimos a su modo de ser paternal, ya que nosotros somos criaturas suyas.

Todopoderoso: Dios no conoce límites. Él puede todo aquello que Él quiere.

Creador: Dios, sin necesitar de nosotros, ha creado el cielo y la tierra y así también me ha creado a mí por pura bondad y misericordia paternales.

Del cielo y de la tierra: La alianza entre Dios y el hombre es el sentido y la gloria, el fundamento y el fin de los cielos y de la tierra.

Y en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor: Cristiano es el hombre que confiesa a Jesucristo como su Señor, es decir como el único Dios que se hizo hombre para nuestro bien, y que seguirá siendo hombre eternamente para nuestro bien. Jesucristo es la realidad del pacto entre el hombre y Dios, y por eso la cristología es la piedra angular de todo conocimiento de Dios. Al llamar Hijo al único Dios, nos estamos refiriendo a su modo de ser humano. Así es como vio la Iglesia antigua a Jesucristo, y por lo tanto suspirar de ortodoxia tomando como referente a la filosofía griega, es sencillamente pueril.

Que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de santa María Virgen: Jesucristo hombre no tiene padre terrenal, sino que Él tiene su origen decididamente en Dios, esto es; su principio histórico consiste en que Dios en persona se hizo hombre.

Padeció bajo el poder de Poncio Pilato: Pilato representa la degeneración del Estado, la injusticia, la condena de un hombre inocente. El hombre Jesús padeció en cuerpo y alma la ira de Dios contra el pecado de la humanidad entera.

Fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos: En la muerte de Jesucristo, Dios mismo se humilló y se prestó a ejecutar su derecho, tomando sobre sí el castigo que merecía el hombre pecador, librándolo de todo ello.

Al tercer día resucitó entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la diestra de Dios Padre, Todopoderoso: Dios no se humilló en vano en su Hijo, antes bien lo hizo para la propia confirmación de su gloria y para la exaltación del hombre.

Desde allí vendrá a juzgar a vivos y a muertos: Cristo vendrá poseyendo y ejercitando la omnipotencia divina; vendrá como Aquel en cuyas manos está determinada nuestra existencia entera.

Creo en el Espíritu Santo: El Espíritu Santo es el único Dios en su modo de ser actuante en el hombre. El Espíritu Santo no es distinto de Jesucristo, ya que el Espíritu Santo es el Espíritu de Jesucristo, y por lo tanto es imposible separar al Espíritu y a Jesucristo. Pablo dice: "El Señor es el Espíritu". El nuevo nacimiento del Espíritu, se trata de que Cristo toma posesión de mí, para poder vivir cristianamente.

La Santa Iglesia Católica, la comunión de los santos: Aquí el concepto de católico se toma en su sentido antiguo, refiriéndose a universal, y no se refiere a la Iglesia Romana. Se refiere a la Iglesia fundada por Jesucristo que se deja gobernar únicamente por Él; a la congregación de aquellos que están unidos a Jesucristo mediante el Espíritu Santo, y que independientemente de cualquier diferencia denominacional, constituyen la única y santa iglesia universal.

El perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida perdurable. Amén: El cristiano, a pesar de su pecado, recibe la justificación divina por el testimonio del Espíritu. El bautismo en agua nos recuerda que somos propiedad de Jesucristo por medio de la fe en Él. El cristiano recibe por la Santa Cena el testimonio que se refiere a la resurrección de Jesucristo y así también a la promesa de la participación del hombre en el reino eterno glorioso, cuando Dios sea todo en todas las cosas.

jueves, 11 de agosto de 2016

No al Adoctrinamiento en Nuestros Colegios con la "Ideología de Género".


Miles de colombianos marcharon el 10 de agosto de 2016, en distintas ciudades del país, protestando contra la pretensión del Ministerio de Educación Nacional de incluir en los colegios el adoctrinamiento con la llamada "ideología de género". Los manipulados medios de comunicación, no fueron capaces de informar sobre todo el alcance de estas marchas, pero las fotografías, y las "excusas" del presidente Juan Manuel Santos y la ministra Gina Parody, ratifican el éxito de las mismas.




video
Video de la Marcha en la ciudad de Manizales













































sábado, 23 de julio de 2016

La Salvación de los Judíos y de los Gentiles en el Nuevo Pacto

Una exposición del plan de salvación que Dios anunció desde el tiempo antiguo, y que ha sido revelado en este tiempo de la Gracia (de la Iglesia o del Nuevo Pacto). Se transmitió en vivo a través de Radio Celestial http://www.radiocelestial.org el viernes 22 de julio.

La enseñanza está basada en estas dos porciones bíblicas:

“Porque no me avergüenzo del evangelio, porque es poder de Dios para salvación a todo aquel que cree; al judío primeramente, y también al griego. Porque en el evangelio la justicia de Dios se revela por fe y para fe, como está escrito: Mas el justo por la fe vivirá”. (Romanos 1:16-17).

Porque Dios es uno, y él justificará por la fe a los de la circuncisión, y por medio de la fe a los de la incircuncisión. (Romanos 3:30)


martes, 24 de mayo de 2016

¿De Dónde Proviene la Trinidad Ortodoxa?



Por Julio César Clavijo Sierra
© 2016 Todos los Derechos Reservados


Desde el punto de vista histórico, la llamada Trinidad Ortodoxa que proclama que Dios es la unidad de tres personas divinas, eternas, distintas y coiguales, no proviene de la Biblia.

Tampoco proviene de Tertuliano de Cartago, hereje del S. III que desarrolló una primera idea trinitaria a la que él llamó la distribución, por medio de la cual argumentó que en un principio el “Padre trinitario” estaba solo, pero luego extendió su deidad en otras dos personas divinas que no eran eternas, pero que fueron apareciendo como el río que proviene de una fuente.

Tampoco proviene de Orígenes de Alejandría, hereje del S. III, quien fue el primero en proponer la idea del “Hijo eterno”, y quien también dijo que “el Hijo trinitario” y “el Espíritu trinitario” eran dioses de menor categoría que el “Padre trinitario”.

Incluso tampoco proviene del Concilio de Nicea del año 325 d.C., donde se dijo que el Hijo es consubstancial al Padre, pero no se habló de ninguna Trinidad.

Este tipo de Trinitarismo llamado Ortodoxo, fue desarrollado en el S. IV a partir de personajes claves como Atanasio de Alejandría y los tres Capadocios (Gregorio de Nisa, Basilio de Cesarea y Gregorio Nacianceno). Este trinitarismo fue impuesto a la fuerza por el emperador Teodosio después del Concilio de Constantinopla del año 381 d.C. y tomó su forma definitiva en el Credo de Atanasio que comenzó a ser fabricado a finales del Siglo V pero que solo quedó listo hasta finales del siglo VIII.

(Para una información más completa, lea mi libro Un Dios Falso Llamado Trinidad)